~Pensadores~

domingo, 26 de mayo de 2013

11.53

Si cuanto reprimimos en nuestro interior no pudiera ser eliminado o al menos digerido y asimilado, llegaría un momento en el que enloqueceríamos o nos convertiríamos en terroristas destructores a causa del odio y la amargura que llegaríamos a almacenar. —Emilio Salas—

miércoles, 15 de mayo de 2013

Bosque de nostalgia

Tú, que ya no estás a mi lado, que te marchaste, te alejaste cuando no te importó mi suerte...


Tú que ya no me oyes. Que estás sordo, que no percibes mis gritos y no entiendes mi sufrimiento...

Tú que me hacías sonreír cuando creí ahogarme en un mar sin agua lleno de peces (problemas) de la infancia...

Tú que no crees en los prejuicios, que dejaste de coger el teléfono y marcar mi número para oír mi voz...


Tú que ya no abrazas, que ya no piensas. Tú que no sé si volveré a verte con la esperanza de que estés vivo...

viernes, 3 de mayo de 2013